Importante

Especializado en:

Advertencia

No todas las condiciones que parecen sicológicas son necesariamente el resultado de un trauma. Muchas de ellas pueden tener sus orígenes en desórdenes físiológicos tales como problemas circulatorios, químicos, respiratorios, hormonales, virales, metabólicos, etc.

Siempre consulte a su médico antes de optar por una terapia mental como la sicología o la Hipnosis.

 

Sanación del Abuso Sexual con Hipnosis y Regresiones

Definición de Abuso Sexual

For English Button

Abuso sexual es cualquier actividad sexual entre dos o más personas, en la cual al menos uno de los participantes no está de acuerdo con llevar a cabo dicha actividad. No es necesario que se consume el acto sexual para que el evento sea considerado abuso sexual.

En mi práctica me he encontrado con que la mayoría de las mujeres que fueron abusadas sexualmente en su infancia, están confundidas con respecto a si fueron realmente abusadas o no. Con frecuencia ellas piensan que no fueron abusadas porque no hubo penetración de parte del abusador, pero esto no es necesariamen-te cierto. Si un niño o niña es expuesto de cualquier forma a una actividad sexual, el niño está siendo abusado sexualmente.

En muchísimos casos esto es verdad incluso cuando la víctima es un adolescente.

 

Actividades que Constituyen Abuso Sexual Infantil

Para entender mejor qué actividades constituyen abuso sexual infantil, aquí hay una lista no exclusiva de algunas de las más comunes, comenzando con la que la mayoría de las personas consideran la única forma de abuso sexual:

  1. Penetración vaginal o anal bien sea con el pene de un hombre, con los dedos, o con absolutamente cualquier objeto o parte corporal.
  2. Sexo oral, tanto cuando es la víctima quien lo recibe, como cuando es ella quien lo da.
  3. Cualquier tipo de toque que haga sentir mal al niño, incluso aunque no sea en los genitales e incluso cuando el toque se hace no con partes del cuerpo sino con objetos.
  4. Actividades sexuales que se efectúan en donde el niño pueda percibirlas de cualquier forma, bien sea viendo, escuchando o sintiendo.
  5. Exhibición de partes del cuerpo con intenciones de autosatisfacerse al ser observado por la víctima.
  6. Exposición de la víctima a materiales pornográficos o sexualmente sugestivos de cualquier tipo, incluyendo fotografías, videos, películas, filmaciones del agresor, e incluso narraciones escritas o habladas.
  7. Cualquier otro tipo de actividad que esté orientado a satisfacer sexualmente al agresor por medio del uso (abuso) de la víctima.

Cabe anotar que el abuso sexual muchas veces es perpetrado por personas del mismo sexo que el de la víctima.

 

Cuando la Actividad Sexual con un Niño no es Abuso Sexual

Con frecuencia las mamás encuentran a sus niños, sean del mismo sexo o del opuesto, embarcados en actividades de naturaleza sexual, como caricias y exploraciones corporales que tienen clara connotación sexual y esto hace que los padres se asusten y se preocupen, sin embargo es importante entender que siempre y cuando la diferencia de edad entre los niños no sea muy grande, esto suele ser parte normal del desarrollo emocional y sexual del niño y en la mayor parte de los casos no tiene consecuencias negativas, a menos que el padre o madre que los sorprendió se haya asustado y los haya reprendido, caso en el cual se podrían producir efectos negativos generados por la vergüenza.

Con respecto a cuántos años es una diferencia de edad aceptable en este caso, depende de la edad del menor de ellos. Por ejemplo, una niña de cinco años que juega sexualmente con su hermanito de nueve, tiene más posibilidades de presentar sintomatología de abusada, que otra niña de once años que juega con su hermano de quince. Esto porque los cuatro años de diferencia son más representativos en el caso de los niños menores.

Por regla general podemos decir que, si los niños tienen más o menos el mismo nivel mental y emocional, los eventos sexuales son naturales y tienden a ser inofensivos, pero entre mayor es la diferencia de edad, mayores las posibilidades de tener repercusiones negativas.

 

Cómo Sucede el Abuso Sexual

La razón por la cual decidí incluir este título es porque con muchísima frecuencia encuentro que mis clientes están exponiendo sus hijos a la posibilidad de ser abusados sexualmente y esto sucede sin que el padre o madre sea consciente del peligro al que está exponiendo a su hijo.

Igualmente frecuente es que mis clientes femeninos me cuenten cómo fueron abusadas y que esto despierte en mi mente la pregunta "Pero cómo fue posible que su madre o su padre no se dieran cuenta y la protegieran?".

Espero que este artículo le ayude a abrir los ojos a los padres ingenuos y con ello se salven muchos niños de ser sexualmente abusados.

Esta es entonces la forma típica en la que suceden los eventos de abuso sexual infantil:

El padre, la madre o el cuidador del niño tiene o quiere salir de casa por cualquier razón, sea justificada o no y con ello sucede una de dos cosas:

  • El niño queda en casa en compañía de un adulto en quien el padre o cuidador del niño tiene confianza, bien sea porque forma parte de la familia o porque lo conoce desde hace algún tiempo.
  • Mientras el padre o cuidador del niño está ausente, alguien conocido por el niño toca la puerta y el niño le abre sin saber a lo que se está exponiendo.

Una vez que el niño y el abusador se encuentran solos, el agresor invita al niño a jugar y él (o ella) define las reglas del juego, las cuales casi siempre incluyen contacto físico, el cual se va tornando cada vez más íntimo.

Dependiendo de la edad de la víctima, es muy común que esta se excite sexualmente con las actividades eróticas del agresor o con lo que el agresor le obliga a hacer, lo cual no es una monstruosidad como algunos piensan, sino la reacción normal de un cuerpo físico y una mente que fueron diseñados para sentir placer sexual al ser estimulados sexualmente, especialmente al ser estimulados por primera vez en la vida.

El placer que la víctima siente la confunde y hace fácil para el abusador sexual el manipularla, tanto para que haga lo que él quiere como para que no cuente la experiencia. En este caso es muy común que el abusador convenza a su víctima de que era la niña (o el niño) la que quería ser tocada o la que quería efectuar cierta actividad con el abusador.

Una vez que el agresor ha conseguido abusar sexualmente en cualquier forma a su víctima, con frecuencia se establece un círculo vicioso en el cual tanto el abusador como la víctima buscan la forma de estar solos y de tener actividades sexuales cada vez más íntimas. De nuevo, esta es una consecuencia natural de haber sido estimulado sexualmente por primera vez en su vida y no quiere decir que el niño o la niña sea culpable de lo ocurrido en ninguna forma. Esto tampoco exonera al agresor de su responsabilidad por el crimen cometido contra el niño y su familia.

Con mucha frecuencia los eventos de abuso sexual continúan ocurriendo por meses o incluso años, hasta que la víctima madura lo suficiente para comprender lo que está ocurriendo y delata al agresor o se aleja de él de alguna forma.

Desde luego que hay muchísimas variaciones, como en el caso del padre o madre que envía al niño a casa de su amiguito confiando en los padres del otro niño, o el de los padres que contratan una niñera temporal o permanente y la dejan a solas con el niño. Más adelante veremos quiénes son los abusadores sexuales más comunes.

Como padre y como Hipnoterapeuta mi consejo a los padres de familia es simple: "No dejen a sus niños solos CON NADIE. El niño está seguro únicamente con sus padres, y desafortunadamente a veces ni siquiera con ellos. Por último, un padrastro no es el padre del niño, sin importar lo bien intencionado que parezca ser. Las madres divorciadas o viudas que entran en una nueva relación en la cual otro hombre se queda en casa solo con los niños, los está exponiendo dramáticamente a ser abusados sexual y emocionalmente."

 

Quiénes son los Abusadores Sexuales Más Comunes

El abusador sexual tiene algunas características que lo hacen difícil de identificar, incluyendo el hecho de que suelen ser personas inteligentes que saben manipular situaciones y que se ofrecen a ayudar, haciendo que para los padres sea tentadora la oferta o incluso que sea embarazoso para el padre el rechazarla. Aquí hay una nota importante que quiero colocar:

"Si usted es el padre o la madre de un menor de edad, no se preocupe por la salud emocional de nadie, excepto la de su niño. Sea franco, firme e incluso grosero si es necesario para proteger a sus hijos. No permita que el miedo a ofender a un amigo cercano o a alguien de la familia lo obligue a poner a sus hijos en riesgo de ser abusados, pues los efectos del abuso sexual suelen acompañar a la víctima de por vida y aunque se pueden lograr sanaciones maravillosas, la realidad es que la persona difícilmente logra el nivel de salud mental y emocional que tienen los que no fueron abusados sexualmente."

Dicho lo anterior, estos son los abusadores que con más frecuencia encuentro en mi práctica que han abusado a mis clientas del sexo femenino y en muchos casos también del masculino:

  1. El abusador número uno es el padrastro de la niña. Esto porque cuenta con las condiciones ideales para el abuso que son la cercanía a la niña, la posibilidad de quedarse solo con ella y por último la autoridad para manipular y en muchos casos someter a su víctima. Muchos menores de género masculino también son abusados por sus padrastros.
  2. El segundo puesto se lo pelean entre el abuelo, los tíos y los hermanos medios. Estos tres miembros de familia, al igual que el padrastro, cuentas con las condiciones ideales para el abuso sexual. Básicamente las mismas que tiene el padrastro, aunque en menor intensidad, pero no por ello son menos peligrosos para los niños. Vale la pena anotar que los casos de abuso sexual por parte de los hermanos medios son especialmente frecuentes. Al igual que en el caso número 1, este tipo de abusador suele perpetrar el abuso repetidamente y en muchos casos por años.
  3. El tercer puesto es para los amigos de la familia y en especial aquellos que llegan a ser tan amigos que se confunden con familia. Al igual que en los dos casos anteriores, algunas veces estos tienen la oportunidad de quedarse solos con la víctima y cuentan con cercanía y algo de autoridad sobre la víctima.
  4. El cuarto puesto es para los hermanos legítimos de la niña. Especialmente aquellos con una diferencia de edad superior a los tres años. Estos tienen algo de autoridad y tienen cercanía y la oportunidad de estar a solas con la víctima, lo cual desemboca en abuso sexual muchas más veces de las que nos gustaría escuchar.
  5. El quinto puesto es para las personas que viven en casa sin ser ni los hermanos ni los padres de la víctima. En muchos de los países de habla hispana es normal que alguna persona de la familia viva en nuestra casa por un período de tiempo. Es el caso del sobrino que necesita estudiar en la universidad y en su ciudad no existe la carrera que quiere estudiar, o el inmigrante que llega a nuestra casa "por unos días" mientras se estabiliza y logra conseguir su propio hogar. Estas personas suelen olvidar el inmenso gesto de generosidad que representa el recibir a alguien en casa y abusan sexualmente de los hijos de su anfitrión. En esta misma categoría entran las visitas esporádicas de un fin de semana o de dos o tres semanas. Mi consejo: Si tiene niños, no reciba a nadie en su casa. Su primer deber es con sus hijos.
  6. Los siguientes en la lista de abusadores son las niñeras. He tenido mujeres cuya vagina no tolera el dolor que les produce la penetración y esto porque tuvieron una niñera que las abusaba sexualmente cuando tenían dos o tres años.
  7. De aquí en adelante la incidencia es mucho menor, pero no por ello menos importante. Los siguientes son los vecinos. El ser humano tiene la tendencia a confiar en aquello que ve con frecuencia y los vecinos forman parte de ese grupo, por lo cual no es extraño que la mamá envíe la niña a darle un mensaje a la vecina del lado y con ello exponga a la niña a ser abusada por cualquier persona que se encontraba en ese momento en la casa de la vecina. Este tipo de eventos han disminuido dramáticamente por el incremento en el uso del teléfono celular, pues hoy en día se le enviaría un mensaje de texto en lugar de enviar a la niña a dar el mensaje.
  8. Los siguientes son las figuras de autoridad social, como los profesores, tutores, y ministros religiosos y profesionales de la salud. Muchas veces lo único que este tipo de personas necesitan para abusar de un menor es cinco minutos a solas con la víctima. En mi práctica me he encontrado infinidad de casos de niñas y adolescentes que fueron abusadas por sus médicos y otros profesionales de la salud.
  9. El último abusador que quiero nombrar es el miembro de familia con problemas mentales de cualquier tipo. No tengo forma de nombrar cuántas veces me he encontrado con este caso en mi consulta. Quiero aclarar que los problemas mentales podrían ser moderados y aun así las posibilidades de que esta persona se convierta en abusador son potencialmente más altos que los del común de las personas.

Recuerde que usted es responsable por la salud mental y emocional de sus hijos, no le dé prioridad a nadie por encima de sus hijos, no los deje solos con nadie, defiéndalos, ellos no tienen la capacidad de defenderse por sí mismos y si usted no los protege, lo más probable es que nadie lo va a hacer.

 

Quiénes son las Víctimas con Mayor Riesgo de Abuso Sexual

Definitivamente los individuos del sexo femenino sean niñas, adolescentes o adultos, corren más riesgo de ser víctimas de abuso sexual que sus contrapartes masculinas. De otro lado, entre menor sea el niño, mayor es el riesgo.

La forma correcta de mirar este punto es esta: entre más indefensa la persona, mayores son las posibilidades de que alguien abuse de ella.

Es importante anotar que los infantes no están excluidos de este grupo. Por el contrario, estos son incluso más vulnerables que los niños y las consecuencias del abuso sexual en los primeros años de vida suelen ser desastrosas.

Con frecuencia se ve que los padres son cuidadosos con las niñas, pero no con los varoncitos. Esto es un error. Si bien las niñas tienen más peligro de ser sexualmente abusadas, la verdad es los niños también suelen ser objeto de abuso sexual. Hay que cuidarlos igualmente a ambos.

El otro punto que suele ser ignorado es que los adolescentes son objetivo primario de muchos abusadores sexuales. Hoy en día las niñas se están desarrollando físicamente mucho más rápidamente que en el pasado, por lo cual muchas veces a la edad de 11 o 12 años tienen una figura bastante femenina que suele atraer la atención de los abusadores. El problema es que ellas a esa edad todavía no están totalmente conscientes de que llaman la atención y suelen querer vestirse de la forma en la que lo hacen las modelos del cine y la televisión, convirtiéndose más aun en un objeto de deseo para el individuo enfermo que las ve como un objeto sexual. En este punto sería conveniente que los padres de familia fuéramos un poco más cautelosos en el tipo de ropa que les compramos a nuestras adolescentes.

 

Síntomas Comunes del Abuso Sexual en el Niño

Hay algunos comportamientos que delatan el hecho de que un niño fue o está siendo víctima de abuso sexual y si bien no son definitivos pues podrían tener otras causas, la verdad es que en un porcentaje bastante grande de las veces se presentan como consecuencia del evento abusivo. Mi intención con esta lista no exclusiva de síntomas es que usted como padre del menor, aprenda a reconocerlos y proteja a sus niños.

Estos son los síntomas más comunes de que un niño o niña fue o está siendo abusado sexualmente:

  1. El niño o niña dice que fue abusado. Preste atención al diálogo de sus hijos. Ellos podrían estar diciéndole directa o indirectamente que están siendo abusados, y por favor, si su niño le está diciendo que alguien lo está tocando, créale e ignore lo que el adulto le diga. El niño no sabría hablar de ello a menos que alguien lo haya introducido físicamente en la situación.
  2. Usted nota que el niño o niña ha comenzado a auto-estimularse. Si bien es cierto que el niño podría haber descubierto la autoestimulación sexual por accidente, lo más probable es que sea consecuencia de que alguien lo estimuló sexualmente y con ello generó en el niño no solo curiosidad al respecto sino también necesidad de estímulo sexual prematuro.
  3. El niño está entrando en eventos depresivos. La razón por la cual el abuso sexual genera depresión en los niños es porque no saben cómo manejarlo, es demasiado para ellos. Se siente avergonzados de "lo que hicieron", cuando en realidad "se los hicieron a ellos", pero no tienen edad y madurez suficiente para entenderlo. Adicionalmente el abusador suele manipularlos, e incluso amenazarlos y esto los confunde y deprime aún más. Uno de los elementos más importantes del cuadro del abusado es la culpabilidad, la cual es totalmente injustificada, pero no por ello menos común.
  4. Miedo a estar solos. Si usted nota que un niño que era independiente de repente tiene miedo a dormir solo o a estar solo en algún lugar, preste atención, porque es posible que esté siendo abusado sexualmente.
  5. Disminución en el rendimiento académico o deportivo, el apetito, o el sueño. Todos estos síntomas podrían ser causados por muchos otros factores diferentes al abuso sexual infantil, pero si se presentan pueden ser un indicador de que está sucediendo algo más que un simple desbalance físico o emocional. Preste atención y hable con su niño.
  6. Enfermedades de transmisión sexual. Aquí no cabe duda, un niño no podría contraer una enfermedad de este tipo a menos que alguien lo haya abusado sexualmente.
  7. Miedo a desnudarse delante de su madre cuando lo va a bañar o a cambiar su ropa.
  8. Traumas de cualquier tipo como hematomas, rasguños o heridas en cualquier parte del cuerpo incluyendo los genitales. Investigue la causa si encuentra sangre en las sábanas de su niño.
  9. Orinarse o defecar en la cama, especialmente si ya superaron esos comportamientos.
  10. Pesadillas o miedo a estar solos en las noches.
  11. Demasiado conocimiento o interés en la sexualidad, especialmente si se desarrolla prematura e inesperadamente.

Preste atención e investigue si nota uno o varios de estos síntomas en su niño o niña. Hable con su niño, pregúntele y asegúrele que usted no se va a enojar cualquiera que sea la respuesta que le dé y mantenga su promesa de no enojarse para que el niño tenga confianza en usted y continúe contándole acerca de cualquier incidente que lo haga sentirse amenazado en cualquier forma. El niño necesita saber que puede confiar en sus padres.

Signos de que un Adulto Podría ser un Abusador Sexual

Es muy difícil detectar a un abusador sexual, entre otras cosas porque muchos de ellos nunca han abusado a nadie y lo que necesitan es tan solo una oportunidad para hacerlo por primera vez, sin embargo, los siguientes son indicadores de que un adulto podría tener tendencia a abusar sexualmente a un niño:

  • Muestra demasiado interés en los asuntos del niño, más allá de lo normal, al punto de que su comportamiento podría parecer infantil o desproporcionado en alguna forma.
  • Tiene tendencia a tocar, abrazar o besar al niño en momentos en los que no es apropiado hacerlo.
  • Se acerca al niño en actitud de ser amigos en lugar de la actitud normal de un adulto.
  • Pasa mucho tiempo con su niño o con otro niño que usted conoce.
  • Le habla al niño de cosas de adulto o de sus problemas personales.
  • Le da regalos al niño en momentos en los que no se espera un regalo.
  • Inventa excusas para quedarse a solas con el niño.
  • Sexualiza la conversación con el niño.
  • Se interesa demasiado por el desarrollo sexual del niño.
  • No parece tener relaciones personales apropiadas para su edad.

Si nota algunos de estos signos en alguien cercano a sus niños, tome medidas y si es posible aleje al niño de esta persona. Recuerde que su responsabilidad es con su hijo, no con el amigo o familiar.

 

Efectos y Síntomas Comunes del Abuso Sexual en la Mujer Adulta

El abuso sexual es traumático y dependiendo de la intensidad del abuso produce consecuencias desde moderadas hasta desastrosas en la vida de la mujer.

Estas son algunas de las consecuencias más comunes del abuso sexual en la mujer:

  • Vaginismo: Dolor, ardor o entumecimiento durante la penetración. En algunos casos la mujer tiene la sensación de que su vagina está cerrada y no permite la penetración, la cual si es forzada resulta extremadamente dolorosa. El vaginismo puede presentarse todas las veces o algunas veces sí y otras no. Generalmente el vaginismo es consecuencia de uno o varios eventos de abuso sexual incluyendo penetración vaginal dolorosa, por lo cual la mente inconsciente registra la penetración vaginal como un evento doloroso.
  • Anorgasmia: Incapacidad o dificultad extrema para lograr el orgasmo. La anorgasmia puede ser permanente, es decir, en todas las ocasiones en las que la mujer tiene coito, o intermitente, presentándose solo en algunos casos, como por ejemplo en algunas posiciones o al tener relaciones sexuales en un ambiente específico.
  • Sensibilidad sexual escasa o inexistente. Este es el caso de la persona que no siente placer sexual o que siente muy poco, al ser acariciada sexualmente en las zonas erógenas del cuerpo y/o durante el acto sexual.
  • Lívido bajo o inexistente. Se trata de la mujer con poco o ningún deseo sexual. Estas mujeres suelen vivir por años sin tener ningún contacto sexual y sin que parezca que les hace falta.
  • Miedos relacionados con la sexualidad, como por ejemplo el miedo a la penetración, al sexo oral, a la masturbación o cualquier otro.
  • Obesidad en el caso de una mujer cuya alimentación es sana y balanceada y en cantidades correctas y dificultad extrema para perder peso. Podría decirse que se engorda con nada.
  • Migrañas frecuentes. No he podido encontrar la razón por la cual este síntoma es tan común en las mujeres abusadas, pero el nivel de incidencia es demasiado alto como para ignorarlo. Esto no significa que toda mujer con migraña es sobreviviente de abuso sexual, pues hay muchas otras causas que pudieran desarrollar migrañas en la persona, tales como dificultades del sistema circulatorio en el cerebro. Si usted sufre de migrañas, una forma de saber si son causadas por eventos de abuso sexual es masturbarse durante un evento de migraña (nada fácil, por cierto) y si la migraña disminuye o desaparece al tener orgasmo, entonces hay altas probabilidades de que sus migrañas sean de origen sexual.
  • Depresión crónica. Este síntoma en mi opinión es el resultado de encontrar que fue agredida precisamente por aquella persona que debería haberla protegido, generando una sensación generalizada de no estar a salvo.
  • Ataques de pánico. Al igual que las migrañas, este es un síntoma demasiado común en las mujeres abusadas.
  • Lesbianismo. Si bien muchísimas mujeres son lesbianas de nacimiento, también he encontrado en mi consulta el caso de mujeres y hombres que desarrollaron una personalidad homosexual como consecuencia de abuso sexual repetitivo de parte de una persona del mismo sexo.

Si usted presenta uno o varios de estos síntomas, es muy posible que haya sido víctima de abuso sexual, incluso aunque no lo recuerde, de hecho, entre más grande es el daño causado por el abuso, menores son las posibilidades de que la persona recuerde los eventos.

Si tiene dudas al respecto, tener una cita de evaluación conmigo podría hacer la diferencia entre vivir una vida desequilibrada emocional y mentalmente o una vida satisfactoria con relaciones personales significativas y placenteras. Para ello, vaya al fondo de la página y pida una cita de evaluación utilizando el botón azul para citas y precios.

 

Pedofilia Versus Abuso Sexual

La pedofilia es una condición psicológica que consiste en la excitación sexual causada por actividades sexuales o fantasías con niños o adolescentes de hasta catorce años.

El abuso sexual es el acto cometido por un pedófilo como resultado de su condición mental y emocional.

En mi consulta he encontrado bastante relación entre la pedofilia y el abuso sexual recibido por el pedófilo en su infancia, pero esto no está documentado y algunas personas, incluyendo profesionales, alegan que estos son solo argumentos para defender a los criminales que cometen abuso sexual infantil.

Sin embargo, una cosa si es cierta, sea cual sea su origen, el abuso sexual es un crimen y debería hacerse todo lo que esté a nuestro alcance como sociedad y como padres de familia para impedirlo, tanto en nuestros hijos como en los hijos de los demás. Esto desde luego incluye tanto medidas en contra de los abusadores como medidas de protección para nuestros niños y adolescentes.

 

Sanación del Abuso Sexual con Hipnosis y Regresiones

En mis años de práctica como Hipnoterapeuta clínico especializado en Regresiones, he logrado atestiguar muchísimas veces el valor que tienen tanto la hipnosis como las regresiones en la sanación del abuso sexual.

La razón para esto es fácil de entender, pero para ello hay que entender un poco las estrategias de protección de la mente inconsciente.

Para entenderlo fácilmente voy a colocar como ejemplo algunos casos que he tratado en mi práctica:

  • Una mujer de 38 años con vaginismo primario, cuyo dolor con la penetración era tan severo que, al venir a mi consulta por primera vez, había tenido relaciones sexuales solo con su esposo y solo unas pocas veces, menos de diez en el transcurso de más de once años de matrimonio. Ella no recordaba ningún evento de abuso sexual ni de ningún otro tipo, pero al someterla a hipnosis regresiva, encontramos que a la edad de dos años había tenido una niñera que la penetraba con los dedos, causándole muchísimo dolor en su vagina. La forma en la que la mente inconsciente lidia con estos eventos es simple: "Si me dolió la primera vez, significa que eso duele y para que no me lo hagan otra vez, me va a doler cada vez que me pongan cualquier cosa en mi vagina." Para la mente inconsciente esta es una solución sabia y de hecho produce el resultado que ella persigue, nadie va a penetrar a su protegida por el resto de su vida.
  • Una mujer de 25 años que vino a mi consulta porque no tenía absolutamente ninguna sensibilidad sexual en ninguna parte de su cuerpo, al someterla a hipnosis regresiva, encontramos que un tío suyo la había abusado sexualmente a la edad de seis años y durante el evento ella sintió muchísimo placer en todo su cuerpo, incluyendo la zona genital. Este evento fue tan traumático que para evitar que le sucediera de nuevo, su mente inconsciente suspendió completamente la percepción de las sensaciones placenteras, en la esperanza de que, al no haber placer, no hubiese sexualidad.
  • Una mujer de 42 años que vino a mi consulta en busca de ayuda para adelgazar, al hacerle la consulta de evaluación encontré que ella comía con moderación, a horas fijas, alimentos balanceados, comía pocos carbohidratos y tomaba mucha agua y a pesar de ello su obesidad era realmente asombrosa. Al someterla a hipnosis regresiva encontramos que había sido una niña muy hermosa y que alrededor de los cinco años fue abusada sexualmente por el abuelo, a los nueve años fue violada por un vecino, a los once años fue nuevamente abusada sexualmente por un tío y a los 16 años fue violada por su novio el día que ella fue a visitarlo a su casa con la intención de tener relaciones sexuales con él. Igualmente recordó que con frecuencia era el blanco de los comentarios sexuales de los hombres de la familia. El mecanismo de defensa de su mente inconsciente fue eliminar la belleza. Al engordar desproporcionadamente, su mente inconsciente la estaba protegiendo del abuso sexual, haciéndola menos atractiva la ponía a salvo del abuso.

Esto nos da una idea de por qué la sanación con hipnosis regresiva produce efectos tan dramáticos. Lo primero es que esos recuerdos generalmente están ocultos en su totalidad o en parte en el almacén de la mente inconsciente. Al exponerlos al análisis del consciente, los síntomas desaparecen. Generalmente es así de simple.

Una vez que los síntomas desaparecen, utilizamos la hipnosis y la sanación energética para desarrollar valoraciones correctas con respecto a la sexualidad y en el caso de que no haya lívido, utilizamos la hipnosis también como herramienta para incrementar el deseo sexual a niveles normales.

Cada caso es diferente y requiere tratamiento personalizado, pero en esencia esa es la forma de lograr la sanación.

Si está interesada en iniciar su proceso de sanación, entonces haga clic en el botón siguiente y reserve una cita de evaluación:

Precios y Citas

 

 

 
SiteLock
  SSL   member  
  ppal       paypal  
 

  sq  

SiteLock